banner upc 2018-3_Mesa de trabajo 1_Mesa
  • Coatza Digital

Militantes de Morena piden expulsión de Consuelo Valentín y Eduardo Ramos



Coatzacoalcos.- La conferencia de prensa a la que convocaron para este miércoles Eduardo Ramos Carmona y Consuelo Valentín Jiménez, exintegrantes de Morena en Coatzacoalcos, Veracruz, sin duda es una muestra más de la estrategia de ataque emprendida por el Gobernador de esa entidad, Miguel Ángel Yunes Linares, en contra de la diputada Rocío Nahle García, a quien pretende desprestigiar a toda costa mediante calumnias.

Debido al permanente golpeteo político contra su persona, la Coordinadora del Grupo Parlamentario de Morena en la Cámara de Diputados aseveró que el Mandatario estatal se encuentra desquiciado ante el inminente triunfo de este partido en los comicios del próximo domingo 4 de junio.

En ese contexto, la legisladora federal por Veracruz explicó la relación directa que tienen ambos personajes con el Partido Acción Nacional (PAN):

Consuelo Valentín Jiménez si bien fue integrante del Comité Municipal de Morena en Coatzacoalcos, nunca ha sido Presidenta del mismo y se autonombró vocera de esa instancia.

Sin embargo, desde hace tiempo fue rechazada por la propia militancia, que la denunció por mantener vínculos directos con el PAN y gente muy cercana a Yunes Linares.

Además, es pareja sentimental de Sebastián Reyes Arellano, diputado local por Veracruz, quien logró la postulación a ese cargo de representación popular a través del sistema de sorteo que llevó a cabo Morena en su oportunidad.


Empero, decidió separarse de la bancada de Morena en el Congreso local desde el primer día de funciones e incluso no tomó protesta como legislador, para coordinarse de manera directa con Miguel Ángel Yunes. Hace unas semanas, se integró formalmente como integrante de la Fracción Parlamentaria del PAN en dicho órgano legislativo.

La conducta inestable de Reyes Arellano podría entenderse porque es una persona enferma que se encuentra en constante tratamiento psiquiátrico, ya que tiene antecedentes de esquizofrenia, según consta en la publicación digital “Imagen del Golfo”

Derivado de lo anterior, en la siguiente fotografía puede apreciarse a Consuelo Valentín y Sebastián Reyes a su llegada a una reunión convocada por el candidato del PAN a la Presidencia Municipal de Coatzacoalcos, Jesús Moreno, el pasado 28 de enero.

La imagen a continuación evidencia la relación cercana de Sebastián Reyes con el abanderado panista en Coatzacoalcos en la misma reunión.

Casos como éste son ejemplo de los movimientos políticos realizados por Yunes Linares para colocar candidatos a modo dentro de Morena, que posteriormente le permitirán al Gobernador intervenir en la vida interna de este partido.

Eduardo Ramos Carmona, amigo cercano de Sebastián Reyes, se registró como precandidato de Morena en Coatzacoalcos, a pesar de no tener antecedentes de militancia en ese instituto político, ni ser simpatizante de la ideología de izquierda.

Este personaje jamás se ha reunido ni platicado conmigo y tuve conocimiento sobre él cuando salió a la luz pública el escándalo de los esquiroles de Miguel Ángel Yunes.

Desde hace más de seis meses, estos personajes se han dedicado a denostar a Morena en diferentes conferencias de prensa en Veracruz, financiados directamente por el Gobierno estatal.

Rueda de prensa en el Parque Central de Coatzacoalcos.

No es coincidencia que hoy estos personajes se presten a la política rastrera emprendida por el Gobernador Miguel Ángel Yunes, ya que apenas el pasado lunes 29 de mayo la Comisión de Honestidad y Justicia de Morena recibió una solicitud de varios militantes para que estos individuos sean expulsados del partido.

En el documento se pide la cancelación del registro en el Padrón Nacional de Morena de Eduardo Ramos y Consuelo Valentín, por hechos graves que son públicos y notorios, así como constitutivos de violaciones a las normas internas de este partido.

Ante estos hechos, la diputada Rocío Nahle García expresó que queda claro que Miguel Ángel Yunes está al borde de la locura, angustiado y nervioso por el gran avance de Morena en Veracruz, al grado de que el Mandatario estatal ya llegó al nivel más bajo de comportamiento político.

“Se comporta como un animal de cañería, como un porro de callejón, al denostar el trabajo de Morena en el estado. La política rastrera de Yunes Linares no la merecen los veracruzanos. No se gobierna con montajes, extorsiones ni amenazas; se gobierna dando resultados. El respeto se gana con educación, principios y sobre todo con honorabilidad, conceptos que ni siquiera parece conocer el gobernador”.


mejorando_Mesa de trabajo 1.png

D.R. Coatza Digital 2018

Coatzacoalcos, Veracruz, México

Recurso 11_5x.png